Para Recordar

Yo me acuesto tranquilo y me duermo enseguida,  pues tú, Señor, me haces vivir confiado.

Toda buena dádiva y todo don perfecto desciende de lo alto, del Padre de las luces, en el cual no hay mudanza, ni sombra de variación.

Diario
DIARIO 1998-1999 Imprimir E-mail

EL SEÑOR SIEMPRE CONTESTA

Luego del abrazo que me enamoró de Jesús, empecé a hablar con él permanentemente, a esperar su respuesta  y a obtenerla y aprendí que el Señor siempre responde las oraciones, las simples invocaciones a su nombre y hasta las dudas o los deseos inexpresados. Seguramente antes no lo notaba pues cuando oraba, realmente no esperaba respuesta alguna; además, cuando pedimos algo y lo obtenemos estamos muy lejos de creer que ciertamente nos fue dado del cielo y optamos por agradecérselo a la buena suerte o por pensar, simplemente, que esto de todas maneras sucedería. Me di cuenta de que en verdad el dulce Jesús  está a la puerta, como un enamorado, esperando que su criatura le hable o le preste atención a uno de sus numerosos regalos de amor, y por eso siempre contesta, de una u otra forma; y si acaso su criatura le demuestra amor, Él que es el AMOR mismo, no se deja ganar en dulzura y abundancia. Comprobé y día a día compruebo que no existen las coincidencias, la buena o la mala “suerte”, todo lo dispone Dios para nuestro bien si confiamos en El ...y es que en la Biblia dice: “no cae ni  un pajarillo a tierra sin que el Padre de ustedes lo permita…En cuanto a ustedes mismos, hasta los cabellos de la cabeza los tienen contados uno por uno.”

Leer más...
 
DIARIO 2018 Imprimir E-mail

ABRIL 9 DE 2018

Aunque desde hace años yo soy consciente de que toda obra buena que hacemos es inspiración de Dios, últimamente he notado cómo Él, no solo inspira, sino que “acomoda” todas las cosas para llevar a feliz término lo que quiere hacer y le he dicho varias veces: ¡WOW como me haces quedar bien! que buen “asesor de imagen” eres; además, lo haces todo y me transfieres el mérito. Solo hay que ser dócil, disponerse...pero ¡ojo!: Él no obliga.

El evangelio de hoy apunta a esto y al centro de todas las cosas: la finalidad del ser humano, la felicidad trascendente, la paz, lo que Jesús quería enseñar, lo que María ejemplariza:

Aquí estoy Señor para hacer Tu Voluntad

Leer más...
 
« InicioPrev1234PróximoFin »

JPAGE_CURRENT_OF_TOTAL