Para Recordar

"en el pecado va la penitencia" (Sabiduría 11;16)

HOY EN LA SANTA MISA...
2014 Imprimir E-mail

NOVIEMBRE 12 DE 2014

El evangelio de hoy relata la curación de 10 leprosos que le salieron al encuentro a Jesús. Él les manda "id y presentaos a los sacerdotes" y sucedió que mientras iban, quedaron limpios.

El sacerdote hace una reflexión interesante sobre las diferentes maneras en que el Señor curaba: a estos les pide que vayan a los sacerdotes,  a otros los curó desde lejos como a "control remoto", y a otros los tocó; y cómo olvidar la mujer hemorroísa que se curó con solo tocar Su manto. Dios nos da la Sanación y la Salvación... ¡hoy como ayer! y tiene para cada uno de nosotros un camino diferente, un camino de fe y obediencia.

Otro punto interesante del evangelio de hoy es el de la gratitud, pues solo uno de los leprosos curados se devolvió a dar las gracias.

Y es que el que no agradece lo que tiene es un "desgraciado"... sin "gracia",  porque se siente vacío, sin nada -esto lo aprendí en el CLEM-. Por eso, en un momento de crisis, de confusión o de tristeza,  agradecer resulta una terapia estupenda...sentarse y hacer una lista... "Gracias Señor por.... "

Leer más...
 
2011 /12 /13 Imprimir E-mail
JUNIO 10 DE 2011

Hoy  en el evangelio Jesús le advierte  a  Pedro que llegará el día en que lo llevarán a dónde no quiera.  Al respecto, el sacerdote nos recuerda que en las lecturas de esta semana, Pablo también anuncia que tiene que viajar a Roma –aunque no sea su deseo- movido por el Espíritu de Dios.   Y es que cuando decidimos seguir a Jesús, firmemente, tenemos que dejarnos guiar por El. Si hemos puesto la confianza en Dios, entonces ¿porqué empeñarnos  en esa relación, en ese trabajo, en ese viaje, en ese negocio que no se puede consumar?  Hay que confiar.... no tiene sentido decirle al Señor "hágase Tu Voluntad, !siempre que sea igual a la mía!".

Leer más...
 
2010 Imprimir E-mail
MARZO  22 DE 2010

En la Santa Misa se leyó un pasaje en donde el Señor le manda a Moisés a  hacer una serpiente de bronce para sanar a los que la miraran; este texto se unía con el evangelio porque Jesús anuncia que "cuando sea levantado" le reconocerán como el salvador.  Con la preciosa  explicación del padre Miguel comprendí el porque  me habían recomendado -y yo misma experimenté- la sanación de mi hijo mayor al pedirla durante la consagración de las especies...cuando se levanta la hostia consagrada y cuando se levanta el Cáliz, cuerpo y sangre de nuestro Señor.

Pues al momento de la elevación, exhortada por la palabra, me imaginé delante del mismo Señor en la cruz pidiéndole tantas cosas que necesita mi alma, y sentí que me cubría  una luz tan fuerte, que me quebrantó. Terminada la Eucaristía solo quería estar sola para postrarme delante de este Dios que actúa con nuestra sola fe, y bendecirlo. Sin embargo, tenía que hacer unos pagos y me distraje toda la mañana en las cosas de este mundo.

Leer más...
 
« InicioPrev12PróximoFin »

JPAGE_CURRENT_OF_TOTAL